SATSE Mieres pide a la Gerencia que tome ejemplo de otras áreas y contrate una enfermera más para el turno de noche

17 marzo 2017

El Sindicato de Enfermería en el Área VII reclama desde hace tiempo dos enfermeras en el turno de noche y no una para cada 28 pacientes como en la actualidad.

  • Facebook
  • Twitter
  • google+
  • linkedin
  • email

Tras cerca de tres años de reivindicaciones por parte de la sección sindical de SATSE en el Área VII el Hospital Álvarez-Buylla sigue con una única enfermera por planta en el turno de noche. Ante el anuncio realizado en otras áreas sanitarias, en concreto la de Avilés (Área III), de que se reforzará la presencia de enfermeras en los turnos de tarde y noche en el Hospital San Agustín, los representantes de SATSE en Mieres recuerdan a su Gerencia que siguen esperando una solución.

“Si en otros sitios se toman medidas y se responde a las necesidades de la enfermería no entendemos por qué aquí no sucede así pese a que la nuestra es una demanda más que justa y que repercutirá en beneficio de todos, sobre todo de los usuarios de nuestro hospital”, explican desde SATSE en el Área VII.

Reclaman una enfermera más por planta, “un mínimo razonable” para poder garantizar una asistencia de calidad y terminar con la sobrecarga de trabajo que denuncian desde hace tiempo, incrementada con el traslado al nuevo Hospital. 

En la actualidad, durante el turno de noche una única enfermera se enfrenta a la atención de una unidad con 28 camas. La principal consecuencia: una carga excesiva de trabajo que lleva a las enfermeras a trabajar al límite con el riesgo de que se vean mermadas la calidad asistencial y la seguridad de los pacientes. También el desgaste de la plantilla de enfermería, que tienen que redoblar sus esfuerzos para mantener el nivel deseado en la asistencia, “algo que es muy complicado sostener en el tiempo cuando se trabaja al límite”.

La sección sindical de SATSE lamenta que “aún sigamos esperando una respuesta efectiva más allá de las buenas palabras”. Según explican, les consta que hace ya meses que desde la Gerencia del Hospital se elaboró un informe que contemplaba la necesidad de aumentar el número de enfermeras en las noches que fue enviado a los servicios centrales del Sespa, pero por ahora no ha surtido efecto.

“Noticias como la de Avilés vienen a corroborar que nuestra reivindicación es razonable”, argumentan desde SATSE en el Área VII.

Insisten además en que la figura de la enfermera de retén “no es la solución al problema, pese a que en ocasiones se nos haya presentado como tal”. Explican que el retén es un refuerzo para las unidades de hospitalización pero no suple la escasez de personal: “Lo que necesitamos es una plantilla estable”, concretan.

5 enfermeras para 140 pacientes

Con dos enfermeras por unidad de hospitalización y no una como en la actualidad se podría hacer frente a la presión asistencial cuando en hospital tiene todas sus camas ocupadas. En estos momentos son 5 las enfermeras de noche en hospitalización –una por unidad- para 140 ingresados.

No es esta una reivindicación nueva, aunque la situación se agravó desde el traslado a nuevo Hospital, hace casi tres años, pues las unidades de la nueva instalación tienen cuatro camas más y las distancias son mayores. Las enfermeras, las mismas.

  • Facebook
  • Twitter
  • google+
  • linkedin
  • email